Etiquetes Entrades etiquetades amb "zoo"

zoo

2845

La Fundación FAADA, en el marco de su campaña para un turismo responsable con los animales, ha llevado al Salón Internacional de Turismo de Catalunya la obra del artista Simon Chew llamada “All together now”; un elefante que pretende ayudar a pedir el fin de la explotación de estos animales en el sector turístico.

La escultura fue creada originalmente por el artista y publicista para la “Elephant Parade”, una exhibición internacional itinerante cuyas esculturas se están exponiendo en las más importantes ciudades del mundo con el fin de recaudar fondos para la defensa de los elefantes asiáticos.

 

 

La obra de Chew en particular, simboliza el esfuerzo colectivo para lograr un objetivo y al mismo tiempo el deber que tenemos las personas de defender y cuidar de estos animales.

Con está acción FAADA pretende llamar la atención tanto de los profesionales del sector como de los visitantes de la feria sobre la violencia que hay detrás de las más conocidas actividades turísticas que implican animales, incluso los aparentemente inofensivos paseos sobre elefante.

Esta campaña tiene una doble finalidad. Por una lado informa, pero también asesora y ofrece alternativas éticas a las agencias de viajes y revistas especializas del sector turístico. Y pretende ser un referente para aquellas personas que viajan y no quieran perjudicar a los animales.

1890

La titular del Juzgado de Instrucción 2 de La Almunia ha dado carpetazo al proceso penal que se seguía contra el exresponsable del Aviapark de La Muela, Alberto Cortés, y una exempleada del recinto, Carmen Fuentes. La jueza ha sobreseído provisionalmente las actuaciones y decretado su archivo porque, según las investigaciones del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil, el presunto contrabando de animales no habría alcanzado los 150.000 euros que marca la legislación para considerarse delito.

De no aparecer nuevas pruebas, el Ayuntamiento de la Muela tendrá que recurrir a la vía administrativa –que no agota el archivo– para que Cortés y Fuentes sean juzgados por faltas. El plazo para recurrir el archivo de la vía penal ya ha expirado, pero fuentes municipales indicaron que se estudiarán formas de continuar con el proceso “porque las infracciones están ahí, no las puede negar nadie”. El abogado de Cortés, Jesús Manuel Bueno, explicó que también sopesa emprender acciones legales por los daños morales infligidos a su defendido por la imputación, ya que sostiene que las irregularidades serían imputables en todo caso a la Sociedad Municipal Cultural y Deportiva de La Muela, en proceso de disolución.

Las investigaciones del Seprona comenzaron hace ahora un año, a raíz de la denuncia de un ciudadano que había dejado varios animales depositados en el Aviapark no los encontraba en el complejo, y nadie le decía dónde estaban. La queja, junto a las informaciones periodísticas sobre el mal estado de los animales y la falta de financiación del centro, llevó a la Guardia Civil a iniciar una investigación.

En ella, descubrieron que una gineta del citado denunciante había sido vendida a un barcelonés -que buscaba una por internet- sin comunicárselo a su propietario y sin registrar contablemente los 600 euros que le pagaron al propietario inicial.

Tampoco encontraron a un coatí que había dejado en el centro, y que luego apareció registrado como “defunción”. Pero este registro fue apuntado el 24 de agosto, bastante después de recibida la denuncia y sin haber comunicado la muerte previamente al Registro de Identificación de Animales de Compañía de Aragón (Riaca).

A esto se unían correos electrónicos en los que el exdirector del centro ofrecía una treintena de animales del centro por 2.500 euros. Ante la Guardia Civil, tanto él como la empleada negaron haber tenido relación con la venta o la compra de los bichos que poblaban el Aviapark. Además, ambos eximputados se atribuyeron mutuamente el manejo de la base de datos. Cortés dimitió hace un año por desavenencias con el consistorio, que no podía afrontar el mantenimiento del zoológico.

Fuente: elperiodicodearagon.com

1887

Namibia donará Cuba un total de 146 animales salvajes que fueron capturados en un parque natural de esa nación africana y que serán expuestos en el zoológico de La Habana, donde permanecerán una vez que lleguen a la isla.

El operativo ‘Arca de Noé II’ comprende el traslado de hienas manchadas y pardas, leones, leopardos, chacales de lomo negro, guepardos o chitas, linces, puerco espines, elefantes, rinocerontes, avestruces y zorros de Oreja de Murciélago, entre otros, de los cuales 51 son machos y 95 hembras.

El primer grupo de ejemplares será trasladado el próximo octubre en aviones especiales y, según han asegurado ambos gobiernos, el proceso cumplirá con el convenio de Comercio Internacional de Especies en Peligro de la ONU. El segundo grupo será enviado a comienzos de 2013.

Los animales estarán en el Zoológico Nacional de La Habana, el más grande de la isla con una extensión de 342 hectáreas y una cerca perimetral de 10,6 kilómetros. La ministra namibia de Medio Ambiente y Turismo, Netumbo Nandi Ndaitwah, ha asegurado que se trata de “un regalo para Cuba”.

El diario oficial cubano ‘Juventud Rebelde’ informó a finales de junio que los animales fueron capturados con el objetivo de llevarlos a esa nación caribeña. El donativo de Namibia ha sido valorado en unos 17 millones de dólares (13,8 millones de euros) e incluye además equipos de laboratorio, medicamentos, fusiles para la sedación de los animales feroces y alimentos para su proceso de adaptación.

“Capturamos animales jóvenes y seleccionamos los que serán anestesiados”, comentó el veterinario Mark Jago, según cita la agencia cubana Prensa Latina.

Los ecologistas han criticado el convenio porque supuso la captura de decenas de animales que vivían en libertad en el Parque Nacional de Waterberg de Namibia para llevarlos a un zoológico que ya tiene unos 800 ejemplares en cautiverio, informa ‘Diario de Cuba’ citando medios ingleses.

Fuente: Europa Press

2095

Tres activistas de AnimaNaturalis han permanecido durante una hora atrapados en un recinto para denunciar el sufrimiento y problemas psicológicos, como las zoocosis, que padecen los animales en los zoológicos y en otros tipos de cautiverio

Para la portavoz de AnimaNaturalis, los animales tienen intereses diferentes a los que los humanos tienen al exhibirlos en zoos.

 

 

Después de reconocer que no podían mantener adecuadamente a los elefantes y sus complejas necesidades, varios parques zoológicos han tomado la decisión de no exhibir más a estos animales. El zoológico de Detroit envió a dos elefantes a un santuario, ya que, y según palabras de su director: “Así como los osos polares no prosperan en climas cálidos, los elefantes asiáticos no deben vivir en grupos pequeños y espacios reducidos”.

En los santuarios rescatan y cuidan a los animales que han sido utilizados con diferentes usos y no son vendidos ni se reproducen ya que su finalidad es cuidar a los animales que han sido utilizados, no crear más que nunca podrán tener una vida libre.

AnimaNaturalis reclama al Zoo de Barcelona que no sólo deje de traer animales, sino que empiece a buscarles un nuevo hogar apropiado a los que ya tiene.

Desde AnimaNaturalis se considera que si realmente se quiere ayudar a los animales salvajes, se deben preservar sus hábitats y combatir las razones por las que los humanos los matan.

2268

Conrad Enseñat, conservador de mamíferos y veterinario del zoo, ha presentado a los medios de comunicación a Bully, la nueva elefanta que se incorpora a la colección de paquidermos en Barcelona, afirmando que Bully está tranquila y entrenada para su transferencia de un lugar a otro.

Para habituarlas no existe un protocolo, ya que las fases de introducción se deben seguir según las reacciones de las elefantas y las interacciones entre ellas.

 

 

El zoo pretende tener un grupo de elefantes reproductores, a pesar de las informaciones de expertos científicos que afirman las poquísimas posibilidades de que ello sea factible con estas tres hembras, por la edad que tienen y la que tendrán cuando un supuesto nuevo proyecto de zoo sea una realidad. Los expertos también ven poco viable ese proyecto reproductor por el hecho de que su gestación es la más larga de todos los animales terrestres, durando 22 meses y teniendo sólo una cría por embarazo, por la edad que tienen y su esperanza de vida y por el hecho de no haber sido madres anteriormente, ya que la edad de apareamiento empieza a los 14 años en libertad, siendo montadas por machos adultos, de entre 40 y 50 años, ya que ellas eligen a los elefantes más grandes de sus manadas, formadas por cerca de 20 individuos.

Según Enseñat las elefantas están bien y pueden controlar su estado de salud gracias a la técnica de “estracción voluntaria de sangre”. Para mostrar el estado de adaptación de la elefanta al nuevo recinto donde será recluída han mostrado a Bully mientras comía.

Mientras Bully era presentada a la prensa, el político de Unitat per Barcelona, biólogo y responsable del Zoo de Barcelona durante cuatro años, Jordi Portabella, ha enviado una nota de prensa en la que pide un dictamen avalado por la comunidad científica internacional para determinar la conveniencia de continuar ampliando la colección de grandes mamíferos del zoo.

Portabella considera un desacierto ampliar la colección de elefantes en las instalaciones actuales del zoológico de Barcelona y cita las opiniones en el mismo sentido de expertos de prestigio internacional.
Unitat per Barcelona defiende que el parque barcelonés reduzca drásticamente el número de especies que mantiene, que actualmente es de 138, y amplíe el espacio disponible para el resto de animales para “situar el zoo como referente conservacionista”.

Las organizaciones de Derechos Animales siguen pidiendo la transferencia de los animales a santuarios y el cierre de los zoos.

Foto: BSM

2111

El Zoo de Barcelona crecerá notablemente sus instalaciones hasta el 2020 por dos vías: primero reformando a fondo el actual espacio de la Ciutadella y después con la creación de un delfinario exterior en unos terrenos próximos y con participación de capital privado. El alcalde Xavier Trias ha anunciado que se invertirán 25 millones en el parque en dos fases: 12 hasta que finalice su mandato en 2015 y 13 más en el quinquenio siguiente.

El plan estratégico municipal prevé ampliar tres de los recintos de animales y construir nuevas instalaciones para cuatro más, siempre dentro de las 13,5 hectáreas que tiene hoy el equipamiento. Trias descarta cualquier cesión o pérdida de suelo para una hipotética ampliación de las instalaciones del Parlament, institución con la que comparte la Ciutadella.

El alcalde no ha revelado la ubicación del nuevo delfinario porque está en plenas negociaciones para conseguir los terrenos y encontrar el inversor privado, pero no descarta hacerlo realidad antes del 2015. Insistió en que con este plan se descarta el gran zoo marino que el anterior equipo socialista proyectó en la explanada ganada al mar en el Forum. “Su coste era una barbaridad y le hacía imposible hoy y en el futuro”, aseguró. “Ya veremos que hacemos con estos terrenos, no son ahora una prioridad”, continuó.

Reordenación interior

Con la reordenación interior del parque, la superficie total dedicada a elefantes, hipopótamos, leones, tigres, jirafas, lemures y orangutanes se triplicará y pasará de 3.300 a 11.000 metros cuadrados. El plan incluye una nueva distribución del recinto con tres grandes hábitats: sabana, selva (africana, americana y asiática) y ambiente mediterráneo. Esta distribución se compaginará en algunos casos con el actual agrupamiento por especies o familias.

El ayuntamiento también prevé construir una pasarela mirador que permitirá recorrer y observar de manera panorámica el recinto a una altura máxima de nueve metros. Asimismo se ampliará la entrada por la calle de Wellington, que pasará a ser la única, y se desplazará la parada de tranvía que ahora está delante. Se prevé, en cambio, que haya varias salidas.

Nuevo paquidermo

Todos estos cambios se harán de manera progresiva y serán compatibles con las visitas. En estos momentos se está adecuando la zona de las dos elefantas para que en pocas semanas llegará un nuevo ejemplar procedente de Valencia. El nuevo paquidermo se añadirá a los 2.208 animales de 319 especies que posee ahora el Zoo.

Fuente: El Periódico
 

Opinión de la asociación animalista Libera! y de la experta en elefantes Joyce Poole sobre la llegada de una elefanta más y la posibilidad de un paquidermo macho:

 

 

2305

Las elefantas del Zoo de Barcelona, Yoyo y Susi, no saben aún que el nuevo gobierno municipal se ha erigido en especialista científico sobre paquidermos y ha decidido que “donde comen dos comen tres”.

El zoológico está trabajando para incorporar en dos semanas a Bully, una elefanta hembra de 27 años procedente del Bioparc de Valencia, donde llegó después de ser explotada en un circo.

El Ayuntamiento de Barcelona finalmente ha confirmado la noticia aunque, durante las primeras horas, se había negado a realizar cualquier declaración y ha explicado que “el recinto de los elefantes del Zoo ha experimentado mejoras en los últimos tres años”, como la ampliación de la superficie disponible, el sustrato, la construcción de nuevos dormitorios y cosas tan prescindibles para las elefantas, como imprescindibles para visitantes sin conocimiento de las necesidades reales de los paquidermos, como la decoración de esas instalaciones.

 

 

Igualmente ha anunciado que el Zoo seguirá “trabajando, en diferentes fases, en la ampliación de las instalaciones exteriores de este recinto”.

Aunque al principio tuvieron graves problemas de convivencia, estrés y rechazo y según el consistorio, Susi y Yoyo “ya se encuentran totalmente asociadas y conviven sin ningún problema”.

La presidenta del Zoo y segunda teniente de acalde del Ayuntamiento de Barcelona, Sònia Recasens, ha valorado muy positivamente la incorporación de Bully y ha dicho a La Vanguaria que: “Será muy beneficioso para las otras dos elefantas, ya que permitirá pasar de pareja a grupo, un cambio que podría culminar en el mantenimiento futuro de un grupo reproductor, como recomienda el Programa de Cría Europeo (EEP)”.

La presidenta del zoo ha añadido al mismo medio que “Barcelona apuesta por un zoo de referencia científica, conservacionista, educacional y de atracción turística y cultural”, remarcando que tanto el Bioparc de Valencia como el Programa de Cría y las autoridades españolas “han dado su acuerdo al traslado de la elefanta”.

El futuro traslado de la nueva elefanta cuenta con la oposición de distintas asociaciones animalistas. Alejandra García, de la entidad Libera!, critica que con esta nueva incorporación “se rompe el compromiso del Zoo adquirido en el 2010 de no traer nuevos elefantes” .

En una carta enviada por la Doctora Joyce Poole, directora de Elephant Voices, en el 2010 a los responsables del zoológico ya alertaban de los problemas de convivencia y falta de espacio de las elefantas Susi y Yoyo y, aunque en un primer momento, las informaciones que se reflejaban en el diario El País decían que los gestores de este espacio tenían documentos donde el compromiso adquirido con la doctora Joyce Poole y con el conservador del zoo, Conrad Enenyat era de “no traer elefantes directamente de la naturaleza ni nuevos ejemplares si no había ampliación”, tanto la carta que destacaba que los elefantes no están adaptados para la vida en un zoo urbano ni creían que el de Barcelona fuese capaz de ofrecerles lo que necesitan para prosperar como las conferencias que realizó Joyce Poole en Barcelona demuestran que, en ningún caso, ha defendido que se trajeran más elefantes, ni cautivos ni libres, exponiendo su opinión como experta sobre las necesidades físicas y psicológicas de los mismos y concluyendo que un zoo urbano no es un lugar adecuado para adaptar a los elefantes a ese cautiverio forzado.

Las órdenes para acostumbrar a Yoyo, de 44 años, y a Susi, de 39, ante la llegada de Bully ya se han puesto en marcha y consisten en hacerlas dormir juntas y recibir neurolépticos para drogarlas y mantenerlas calmadas para recibir a Bully, que será separada de su actual manada de 10 elefantes para trasladarla y adaptarla a un nuevo espacio y compañía. También deberán adaptarse entre ellas para decidir quién es la nueva matriarca, por lo que se desbaratará un delicado equilibrio tanto en el grupo de procedencia de Bully como en el grupo de destino.

Ante la muerte de Alicia, la otra elefanta que malvivía en el zoo, los grupos de defensa de los Derechos Animales iniciaron una campaña para trasladar a Susi a un santuario, pero el gobierno anterior, desoyendo las aportaciones de científicos y especialistas, decidió introducir una nueva elefanta en las obsoletas instalaciones del zoo de Barcelona, Yoyo. Lo mismo que ha decidido el gobierno actual con Bully.

Con las nuevas adquisiciones para la colección de animales cautivos, el zoo está pendiente del diseño y construcción del patio exterior, por lo que los animales deberán sufrir, además, todas las molestias y estrés derivados de esas obras: modificación de dormitorios, nuevos comederos, aprender las nuevas ubicaciones de los cables con corriente que limitan los movimientos de las elefantas…

El ayuntamiento no ha explicado cuántos metros de espacio ganarán estas instalaciones, ni tampoco a qué otros animales se les restará este espacio ya que el zoo está en medio de la ciudad y no puede ampliarse su espacio total, desoyendo, una vez más, las opiniones de una científica que, de forma altruista, les ofreció todos los conocimientos que se requieren antes de tomar cualquier decisión política.

La asociación Libera! ha comunicado a Joyce Poole la manipulación que han sufrido sus palabras por parte del consistorio y el zoo de Barcelona y presentará, próximamente, las acciones contra las mismas y contra el traslado de una nueva elefanta al zoo barcelonés.

2062

Bully, la elefanta que próximamente formará parte del zoo de Barcelona, nació hace 27 años en libertad y la convirtieron en atracción del Circo Mundial. La administración del centro y el Bioparc de Valencia están ultimando los detalles para la llegada del paquidermo, que compartirá espacio con las conocidas Susi y Yoyo. Una portavoz del Consistorio confirmó ayer que “se está trabajando para traer un nuevo ejemplar” y no quiso entrar en detalles.

En el parque de la Ciutadella, sin embargo, ya se está trabajando para la llegada del ejemplar de Loxodonta africana. Hay órdenes para acostumbrar a Yoyo, de 44 años, y a Susi, de 39, a dormir juntas, según fuentes cercanas al zoo. Las elefantas comparten espacio desde mayo del año pasado, después de un largo proceso de adaptación.

En 2009, Susi quedó sola tras la muerte de la elefanta Alicia, lo que derivó en una profunda depresión. El caso tuvo gran eco entre los defensores de los animales y diferentes personalidades del mundo de la cultura abogaron por la liberación del animal. El Gobierno socialista, sin embargo, decidió conservarlo y se comprometió a mejorar sus condiciones. Varias ONG temen que la llegada del nuevo individuo deteriore las condiciones de vida de Susi y Yoyo.

La nueva elefanta llegó al Bioparc en 2007, tras estar en el Circo Mundial. Desde entonces ha convivido con un grupo de otros 10 paquidermos de diferentes edades. Ahora solo tendrá dos compañeras.

El Zoo de Barcelona está pendiente del diseño y la construcción del patio exterior, así como de modificaciones en los dormitorios, nuevos comederos y el refuerzo de pastores eléctricos (cables con corriente que limitan el movimiento de los animales), según fuentes cercanas al proceso. Los veterinarios de ambos centros ya están en contacto para ultimar el transporte de Bully, que se hará por tierra. El Consistorio no quiso confirmar la fecha de llegada.

El Ayuntamiento tampoco ha explicado cuántos metros de espacio ganarán las elefantas. En medio de la polémica por la depresión de Susi y la llegada de Yoyo, el anterior Gobierno presentó una maqueta de 2,3 hectáreas que reproducía la sabana africana del Sahel. En ese momento despertó suspicacias el hecho de que se mostraran tres elefantes, no dos.

Esta es precisamente una de las preocupaciones de las entidades defensoras de los derechos de los animales. “La llegada de Bully rompe el compromiso adquirido por el Zoo de Barcelona de no traer más elefantes, una promesa que duró apenas un par de años”, condenó ayer Alejandra García, portavoz de la ONG Libera! y una de las impulsoras de la plataforma Salvemos a Susi.

Según documentos del Zoo de Barcelona, el compromiso adquirido con la doctora Joyce Poole, de Elephant Voices, y con el conservador Conrad Ensenyat era de “no traer elefantes directamente de la naturaleza ni nuevos ejemplares si no hay ampliación”.

Los representantes de Libera! consideran que la ampliación de las instalaciones se hará en detrimento del espacio que tienen los hipopótamos. Además temen que el ruido y el movimiento de las obras añadan “un tremendo estrés” a los dos animales y restrinjan aún más los ya limitados movimientos de los animales. “Habrá que reformar de nuevo los dormitorios, una obra que se hizo hace pocos meses y que ya les quedaría obsoleta”, aseguró García. “En su día la doctora Poole explicó al Zoo de Barcelona que estas obras de ampliación seguían siendo insuficientes para las dos elefantas”, añadió la defensora de los derechos de los animales.

Por lo pronto, el protocolo de los veterinarios del Zoo de Barcelona indica que, a la espera de la llegada de Bully, Susi y Yoyo han de recibir neurolépticos, es decir, calmantes.

Fuente: El País

2001

La asociación animalista Libera denuncia el riesgo de estrés y enfermedades en los animales que se encuentran en acuarios a raíz de un estudio que cuestiona el interés didáctico de estas instalaciones. El documento fue elaborado por el etólogo Jordi Casamitjana y promovido por CAPS, Captive Animal’s Protection Society, una sociedad dedicada al bienestar de los animales en cautiverio, y señala que la imagen del acuario como centro de recuperación “es radicalmente equivocada”, apunta Libera.

Bajo el título ‘Estudio crítico sobre los acuarios: Consideraciones educativas y de bienestar animal’, la investigación del experto en comportamiento animal ha sido traducida al castellano gracias al impulso del observatorio zooGAL. Este departamento, dependiente de la Asociación Animalista Libera, tiene entre sus objetivos la producción científica internacional, de modo que se puedan encontrar documentos e investigaciones extranjeras en lengua española y gallega.

El documento aborda aspectos como las conductas anormales en los animales, provocadas por situaciones de estrés, que derivan en conductas estereotipadas, comportamientos repetitivos que llegan a provocar automutilaciones.

“El ambiente del acuario implica una restricción de espacio, una falta de estímulos y la reducción de elecciones de comportamiento, una mezcla negativa para los animales”, asegura la asociación animalista en un comunicado.

Asimismo, las enfermedades ambientales, provocadas por problemas químicos del agua, envenenamientos por cloro o nitrato, diferencias de temperatura e incluso patógenos “son otro de los grandes peligros de los animales en acuarios”, subraya.

Casamitjana advierte que: “la mayoría de los tiburones muere dentro del primer año de vida en cautiverio, son susceptibles a las bacterias y no se curan fácilmente en ámbitos artificiales. A los pulpos les afecta “extremadamente” el cautiverio, pues, avisa, “son altamente sensibles a la calidad del agua, tienen hábitos nocturnos, se esconden a la vista del público y se aburren en extremo en las peceras”.

En el estudio también se subraya “la enorme mortalidad” de animales marinos durante la captura y el transporte, aspecto “desconocido” para los visitantes de los acuarios.
“Una de las características de los zoos modernos es vender la imagen de ser instituciones que liberan animales en la naturaleza, que los salvan de la extinción como contrapartida de lo que realmente hacen, capturarlos de la naturaleza; sin embargo, el 98% de los peces marinos e invertebrados exhibidos en acuarios de todo el mundo son capturados de sus hábitats”, incide el texto.

El estudio continúa: “Educar es más que dar información, es también enseñar lo que está bien y lo que está mal. Y nadie puede negar que mantener animales en cautiverio para exhibición es una materia cargada de connotaciones éticas”.

Con este documento, los animalistas pretenden concienciar a la ciudadanía y a las autoridades sobre la presencia de los acuarios en Galicia, donde se cuentan hasta tres instalaciones, una en A Coruña, y las restantes en la provincia de Pontevedra.

Fuente: Europa Press

2120

Después de los votos en ambas cámaras del Parlamento, el mantenimiento de delfines y ballenas cautivos en los parques suizos llegará a su fin.

Mientras que la Cámara de Representantes aprobó la prohibición de mantener delfines en martes, el Senado optó por una prohibición de importación el miércoles, lo que significaría que los delfines que hay en la actualidad en Suiza no podrán ser reemplazados cuando mueran.

El debate empezó por la muerte de dos delfines encerrados en el parque temático Connyland el otoño pasado. Los tres delfines que permanecen en Connyland son ahora los únicos delfines mantenidos en Suiza.

Fuente: FAADA

LA PLUMA

2569
En la charla de las II Jornades veganes de Benissa, tuve que pasar demasiado rápidamente por encima de esa patética masculinidad que se esconde...

NUTRICION

4014
ingredientes para 4 personas: 1 bote de garbanzos pasta de tahina o sésamo tostado 1 limón 400g de zanahorias cebollino queso de soja tipo "burgos" olivada y aceitunas negras para decorar tomate...