Un año más las organizaciones de Derechos Animales han salido a las calles de Barcelona para conmemorar a el Día Internacional Sin Carne, con el objetivo de mostrar a la ciudadanía lo que conlleva el consumo de carne.

En la Plaça Catalunya, Igualdad Animal ha instalado un contador humano en el que se ha mostrado la cantidad de animales que son matados cada día en los mataderos del estado, una cifra que ronda los 2.200.000 animales.

 

 

La ciudadanía que paseaba por el Portal de l’Àngel ha podido probar diferentes aperitivos elaborados con vegetales por los y las activistas de AnimaNaturalis, a la vez que se informaba de los efectos del consumo de carne en el medio ambiente.

En Europa, cada vez hay más población que decide optar por una alimentación vegana o vegetariana como en el caso de Alemania.