Blackfish llega a nuestras pantallas con todos los ingredientes de un gran documental: nos muestra los hechos, da voz a los afectados, plantea preguntas fundamentales y nos lleva, de la mano de sus entrenadores, a la terrible realidad tras los espectáculos con orcas.

La biografía de Tilikum es una historia de abusos que comenzó con su captura en el Atlántico Norte hace ya treinta años. Tilikum ha estado implicado en la muerte de 3 personas y a día de hoy sigue siendo usado como inseminador para la cría de orcas en cautividad.