Hoy el Parlament ha cumplido con el compromiso preelectoral asumido hace algunos meses en el marco de la campaña CLAC Catalunya Lliure d’Animals en Circs al registrar una proposición de ley que incluirá un nuevo punto a la vigente Ley Protección Animal para prohibir el uso de animales en circos de toda Catalunya.

Una vez más, Catalunya se convierte en la primera comunidad autónoma en legislar para evitar la violencia animal. La proposición ha sido presentada por cinco de los siete grupos presentes en el Parlament (CiU, ERC, PSC, ICV-EUiA y la CUP), únicamente PP y Ciutadans han negado su apoyo a la iniciativa.

La Asociación Animalista Libera! es la responsable de la campaña CLAC y del importante trabajo previo realizado en este sentido. De hecho, más del 70% de la población catalana ya vive desde hace tiempo en municipios libres de circos con animales, 99 en total, entre ellos las cuatro capitales de provincia.

El presidente de Libera! Carlos López explicaba hoy en rueda de prensa conjunta con los responsables de los partidos que esta medida no tiene “ninguna intención de perjudicar a los circos, sino a una actividad anacrónica”. “No tenemos nada en contra del espectáculo en sí, pero las condiciones en las que viven estos animales, siempre enjaulados y recibiendo malos tratos, no es normal”. “Quien es cruel con los animales no puede ser buena persona; y los catalanes estamos demostrando que somos buena gente”, ha añadido Carlos López

Con esta proposición se volverá a modificar la Ley de protección de los animales después de que en julio de 2010 y tres un intenso debate se cambiase la norma para prohibir las corridas de toros en Catalunya.

En esta ocasión el debate se prevé menos polémico, ya que como han explicado los impulsores de la iniciativa el circo con animales es ya una práctica residual en Catalunya y, según ha explicado el diputado de ERC Oriol Amorós, solo queda uno en activo en Catalunya y hace más de un año que no actúa en la comunidad.

Pese a celebrar el progreso en la protección de animales que supone esta iniciativa, la diputada de ICV-EUiA Hortènsia Grau ha subrayado que “todavía queda camino por recorrer”, y ha hecho referencia a la prohibición de los ‘correbous’.

“Si me pregunta si existen contradicciones en defender los derechos de estos animales y no de otros; sí, existen”, ha reconocido Amorós, que, sin embargo, ha destacado que el Parlament ha ido avanzando progresivamente en la defensa de los animales.

El diputado de la CUP Quim Arrufat, que se ha mostrado partidario de prohibir los ‘correbous’, ha celebrado que se avance en la prohibición del circo con animales, y ha destacado que este proceso ha sido liderado por la sociedad civil y no por el Parlament.

Fuente: Asociación Animalista Libera! y Europa Press