En motivo del Día Internacional del Veganismo, que se celebra el próximo martes 1 de noviembre, muchas entidades han organizado actos en muchas partes del mundo para difundir el antiespecismo, el veganismo y el concepto de Derechos Animales.

Igualdad Animal ha celebrado una marcha vegana por el centro de Barcelona reivindicando un mundo más justo para los animales no humanos y han repartido comida vegana, elaborada sin productos de origen animal, mostrando las alternativas que tenemos a nuestro alcance para que acabe el horror que están sufriendo los animales explotados en granjas y mataderos. En este acto han colaborado más de 12 empresas que han hecho donaciones de comida que se ha repartido gratuitamente entre los ciudadanos.
 

 
Equanimal ha llevado a término una impactante acción en Madrid dónde, decenas de personas, se han introducido en una granja abandonada que había sido dedicada a la explotación de cerdos y se han puesto, por unos instantes, en el lugar de miles de millones de animales que son utilizados como productos, para comida, vestimenta o con cualquier otra finalidad.

AnimaNaturalis ha organizado un taller de nutrición vegana en el centro comercial Las Arenas de Barcelona, donde Mireia Gimeno ha explicado cómo llevar una dieta equilibrada, variada y saludable cien por cien libre de explotación animal. Y ha ofrecido una degustación gratuita para todas las personas asistentes.

Otras entidades como Acción Antiespecista, Askekintza-Liberación Animalista, Defensa Animal, Elige Veganismo, Especismo Cero o Santuario Vida Animal, también realizan estos días actos para provocar una reflexión sobre la discriminación ancestral a la que el ser humano ha condenado al resto de animales por no ser de nuestra especie, y también para dar a conocer las soluciones para acabar con la explotación de los otros animales: Escoger el veganisme para llevar una vida plenamente respetuosa con los otros, evitando usar los productos derivados de su explotación en cualquier ámbito, y escoger dejar de financiar con nuestras compras o decisiones la explotación de seres que, independientemente de la especie a la que pertenecen, tienen los mismos intereses que nosotros en ser libres, vivir y no sufrir.